7 series que te marcaron si creciste en los 90’s

  1. El Principe de Bel Air (Andy Borowitz, Susan Borowitz, 1990-1996)

La serie más graciosa de los noventa, en gran medida por el trabajo de los dobladores, que marcó a toda una generación. Will Smith y sus estampados imposibles nos dieron algunos de los mejores momentos de nuestra infancia. ¿Y qué decir del hipnótico bailecillo de Carlton? Si no te hacía reír es que estabas muerto por dentro. En aquella época nos parecía el sumun del humor, pero trata de ver hoy en día uno de sus capítulos. El idilio de Will Smith con Pablo Motos y su afán por mostrarnos a su prole a la menor oportunidad han hecho que resulte algo empachoso, restándole gracia al jovenzuelo personaje con su mismo nombre. Por su parte, el repelente y adorable a partes iguales Carlton hizo las delicias de las marujas americanas con su paso por Dancing with the stars, el Mira quién baila estadounidense. Una cosa es innegable, sigue estando cargada de momentazos televisivos que nunca olvidaremos. Dale al play e intenta quedarte quieto mientras ellos bailan…

  1. Salvados por la campana (Sam Bobrick, 1989-1993)

Todo un icono de la vida estudiantil que trataba sobre una pandilla algo incestuosa compuesta por un guaperas, un musculitos, una empollona, una animadora popular, un friki y una pija. Como la vida misma… Con ella, descubrimos que los institutos yankies no son nada sin una buena fila de taquillas y que los directores allí no tienen ninguna autoridad.

Pero lo bueno no dura eternamente. Zach Morris, el guaperas que luego descubrimos que no era tan guapo, interpretado por Mark-Paul Gosselar pasó a protagonizar dramones de fin de semana al mediodía. Jessie Spanov (Elizabeth Berkley) lo petó en Showgirls (Paul Verhoeven, 1995) y nunca más se supo de ella…Bueno, recientemente ha participado también en Dancing with the stars. Screech (Justin Diamond) ha protagonizado una serie de avergonzantes acontecimientos con películas porno amateur de por medio, mientras A.C. Slater (Mario López) se mantiene dignamente como secundario en Hollywood y ha presentado algunos programas con bastante éxito y tiene exactamente la misma cara que tenía en los noventa. A la que mejor le ha ido es sin duda a la indigestamente adorable Kelly Kapowski que tras abandonar la serie, se unió al reparto de Sensación de Vivir (Darren Starr, 1990-2000) y desde entonces no ha dejado de colaborar en distintos proyectos.

  1. Cosas de casa (William Bickley, Michael Warren, 1989-1998)

La entrañable sitcom que nos acompañó durante años (quizá demasiados) en los mediodías. Y es que lo de no dejar que una serie termine es una costumbre muy arraigada en el canal que la programaba, como una familia de personajes amarillos puede atestiguar. Su argumento estaba basado en la desquiciante personalidad de Steve Urkel, interpretado por Jaleel White y en cómo sacaba de quicio a todo el mundo, especialmente a su vecino Carl Winslow (Reginal VelJohnson). Todavía hoy resulta inexplicable cómo fuimos capaces de soportar ese tono de voz chillón durante tantas temporada. Por no hablar del acoso al que Urkel sometía a su amada vecina, Laura.

Durante algunas temporadas los Winslow tenían una hija pequeña, una cuñada y un sobrino viviendo con ellos en amor y compañía. Todos ellos fueron desapareciendo sin que nos diéramos cuenta, lo cual pone en evidencia su importancia en las tramas de la serie.

Hace algún tiempo circuló por Internet el rumor de que el actor que interpretaba a Urkel había fallecido en extrañas circunstancias. La verdad es que debe ser mejor que te tomen por muerto a que te recuerden todo el rato que algún día fuiste ese estridente personajillo. Pero descubrimos que todo era mentira, al verle, como no, en Dancing with the stars, para demostrar que hay que ser muy ágil para parecer tan torpe.

Una de las cosas buenas de Urkel era lo fácil y barato que resultaba disfrazarte de él en carnavales: unos tirantes, los pantalones todo lo altos que tu anatomía permitiera, calcetines blancos y gafas enormes. No había posibilidad de error…

  1. Yo y el Mundo (Michael Jacobs, April Kelly, 1993-2000)

Era la encargada de mantenernos pegados a la tele a la hora de la merienda. Trataba sobre un chaval llamado Cory Matthews (Ben Savage) y su amigo Shawn Hunter que eran incasablemente perseguidos por su profesor de toda la vida para que fueran responsables. Más adelante la trama se complica por la explosión de hormonas típica de su edad y su única preocupación será gustarle a las chicas. En este momento cobrará mayor protagonismo Topanga Jones, la hija de unos hippies de la que Cory siempre ha estado enamorado y que tenía una melena envidiable.

La serie estuvo bastantes años en antena, por lo que pudimos asistir a las entrañables mutaciones de sus protagonistas propiciadas por la pubertad. Las tramas eran una mezcla de amistad, algo de drama por parte de la familia desestructurada de Shawn y amor ciego adolescente. ¡Todo un éxito! Otro de los ejes centrales de la existencia de estos dos amigos era la necesidad de ser populares. ¡Qué difícil tiene que ser la adolescencia en Estados Unidos! Como no le cayeras bien a la gente, vivías cuatro años encerrado en una taquilla o con la cabeza metida en el wáter…

  1. Blossom (Don Reo, 1990-1995)

Todo giraba en torno a una adolescente con mucha imaginación, bastante hortera y demasiado fan de los sombreros. Blossom (Mayim Bialik) vivía en la típica casa americana con su padre músico y sus dos hermanos: uno, exdrogadicto y el otro, tonto pero muy guapo. Su vecina era una chica bastante chillona que estaba todo el día en su casa para intentar ver al hermano tonto y guapo y, de paso, cotillear sin parar. A Blossom se le iba bastante la olla, siempre estaba en las nubes como forma de evadirse de su atormentada existencia adolescente, cosa bastante comprensible entre esos tres personajes que, aunque la adoraban, estaban bastante colgados.

Cuando terminó la serie, Mayim Bialik, abandonó la interpretación para centrarse en sus estudios. Unos años más tarde, se doctoró en neurociencia, lo cual resulta tremendamente llamativo teniendo en cuenta su reaparición más de diez años después en The Big Bang Theory (Chuck Lorre, 2007-Actualidad). Parece que el papel de la novia neurobióloga de Sheldon Cooper, Amy Farrah Fowler, hubiera sido escrito para ella.

  1. Padres forzosos (Jeff Franklin, 1987-1995)

Gracias a su cabecera, una generación entera se enteró de la existencia de un lugar llamado San Francisco en el que había muchas cuestas y un puente grande y rojo. La serie iba de un viudo que vivía con sus tres hijas, un amigo graciosillo y su cuñado, el hermano músico de la difunta esposa, que tenía pelazo y un maravilloso bronceado todo el año. Una familia normalita…

Con los años, nos hemos enterado gracias a una TV movie que el set de rodaje de la serie era todo un campo de batalla. Los egos de sus protagonistas eran mayores que su talento y ninguno se resignaba a aparecer menos minutos en pantalla que sus rivales.

Por su parte, entre las niñas, las únicas que triunfaron fueron las famosas hermanas Olsen, que interpretaban a Michelle, la pequeña. Candance Cameron, DJ Tanner en la serie, era más conocida por ser la hermana de Kirk Carmeron, el protagonista de Los problemas crecen (Neal Marlens, 1985-1992) y corrió una suerte parecida a la de Mark-Paul Gosselar (Sach Morris), con quien protagonizó un dramón de tv movie en el que él la violaba en la universidad. De la mediana, la repelente Stephanie, nada se sabe, lo que seguramente sea toda una suerte para ella…

  1. Alf (Paul Fusco, Tom Patchett, 1986-1990)

¡Ja, qué bueno Willie! ¡No hay problema!” Repetía sin cesar este alienígena al que los Tanner, (por lo que se ve es un apellido recurrente en la ficción estadounidense), escondían en la cocina cuando venían visitas. La serie trataba una situación cotidiana de la vida americana: un extraterrestre perdido por la galaxia aterriza en tu jardín y te lo quedas en casa con riesgo para la vida de tu gato, Lucky, al que quiere merendarse incansablemente. Porque las cosas como son: los extraterrestres siempre caen en Estados Unidos…

Alf es un picaruelo alienígena con un sospechoso parecido a Esperanza Aguirre, aunque con más gracia. Willie, el padre de familia vive desquiciado con su presencia, pero se ve obligado a dejarle vivir con ellos porque su familia le ha cogido cariño al extraño ser intergaláctico. Años después de la serie, Max Wright, que interpretaba al cascarrabias Willie, se vio envuelto en varios escándalos relacionados con el consumo de drogas y alcohol, aunque nunca se ha demostrado que realmente fuera él el protagonista de las embarazosas imágenes publicadas por los medios sensacionalistas.

De varias de estas series podremos presenciar remakes en los próximos tiempos. ¿Estarán a la altura de nuestros recuerdos noventeros?

Marta Laso

Anuncios

2 comentarios en “7 series que te marcaron si creciste en los 90’s

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s